Cuenta Pendiente

Tal vez ha llegado el momento de saldar nuestras cuentas pendientes, esas que pensé ya no existían, esas que intenté esfumar con miles de letras. Pero a la vida le gusta jugar, le gusta a veces volverse pasado y se te presenta todo aquello que ya creías olvidado. Y vuelvo a escuchar todas esas canciones que hace mucho no escuchaba, que había sepultado en mi memoria y guardado en ese lugar de mi alma donde la he guardado a ella. Pero el lugar ahora está abierto; está abierto y están saliendo todos y cada uno de esos momentos y entonces recuerdo y recuerdo y río y vuelvo a llorar, lloro lo que fue, lloro lo que fui, lloro lo que sentí también.


Y tal vez eso debe suceder, tal vez antes no había dejado que todo eso saliera cosa por cosa, tal vez ha llegado el momento de enfrentarlo y dejar que me roce cada parte que me conforma. Tal vez ha llegado el momento de observarnos tal cual somos; de vernos a través de todos los años que han pasado, de volver a tener 19 años otra vez, de que seamos aquella chica del bar, de volver a pasar por enero y febrero, de atravesar junio y volver a noviembre para volver a transitar por diciembre. De volver a tu casa que la hice mía y que tú vuelvas a mis manos que fueron tuyas.


Tal vez me había engañado constantemente, me había dicho a mí misma que aquella era una historia que ya no sentía, pero tal vez la vida me está diciendo que hay historias que nunca se olvidan; hay historias que fueron tan fuertes que por más que pasen los años vuelven para recordarte lo importante que fueron.

Y entonces me vuelvo un recuerdo constante, me vuelvo eso que no quiero ser y que nunca soy, pero que a veces tengo que ser, y recuerdo y la recuerdo a ella, ¿cómo no hacerlo si por ella conocí a la poesía? ¿Cómo olvidar que si ahora escribo es por ella? Y aunque no lo diga, aunque lo guarde en aquel lugar, yo sé que es verdad; sé que sus ojos azules fueron el inicio de las mariposas, sé que su cuerpo desnudo y su piel brillante fueron el camino que me llevó a las estrellas, sé que su cabello rojo fue el fuego que me hizo creer. Lo sé y lo llevo ahí en ese lugar al que nadie llega.

Y entonces recuerdo y vuelvo a recordar, recuerdo los años y el secreto, me recuerdo a mí misma junto a ella y al aire siendo poco para volar. Recuerdo lo demás; las peleas y la cobardía, el querer y no poder, la intensidad convertida en poemas y las madrugadas interminables en nuestros cuerpos, recuerdo las tardes con todas esas canciones, escuchando su grupo favorito, escuchando a la Oreja de Van Gogh. Recuerdo que ella fue mi hogar y mi refugio, que el paraíso se quedaba pequeño a su lado y recuerdo el amor, recuerdo los intentos y recuerdo también el adiós.

Recuerdo aquella llamada donde ella no podía hablar, me recuerdo acompañándola en aquel funeral, sosteniendo su mano. Recuerdo también mis noches en el hospital y ella a mi lado justo como lo prometimos: en los malos momentos, estoy de tu lado…

Recuerdo que quería tenerla en mi vida de la manera que fuera y que no se podía, mi amor por ella y el amor de ella por mi era tan grande que lo único que queríamos era que fuéramos felices, juntas o separadas. Ser amigas, al final así fue como inició todo, éramos mejores amigas y queríamos seguir siéndolo. Ser amigas y superar el dolor, ser amigas y vernos con alguien más, ser amigas y mutar el amor.

Y termino de recordar para ver que estás ahí, enfrente de mí, recordando todo también. Y con tus ojos celestes fijos en mí, me lo dices todo:

Amor, ha llegado el momento de saldar nuestras cuentas pendientes… 

Publicado por angieprainbow

Convierto lo roto en poesía. Un día escribí y ahora ya no puedo dejar de hacerlo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea tu sitio web con WordPress.com
Empieza ahora
A %d blogueros les gusta esto: